viernes, 20 de septiembre de 2013

El baile como terapia para adolescentes con problemas



El baile como terapia para adolescentes con problemas
¿Desesperados por el comportamiento de tus hijos/hijas adolescentes? ¡¡Mándales a bailar un par de veces por semana!!
Un estudio concluye que la danza es una forma de prevenir y tratar la melancolía o la depresión que sufren muchos adolescentes en esa fase de su vida en la que se enfrentan a tantos cambios tanto físicos como mentales.

El baile ayudó a las adolescentes a superar sus problemas psicosomáticos

Bailar es una actividad saludable al tiempo que divertida. A esta afirmación habría que añadirle un tercer adjetivo, el de terapéutica. Un estudio realizado entre adolescentes y publicado en la revista Archives of Pediatrics Adolescent Medicine demuestra que el baile reduce la sensación de malestar y estrés comunes en esta edad crítica. 

La investigación, realizada en el Hospital Universitario Orebro, en Suecia y liderado por la psicoterapeuta e instructora de danza, yoga y «core» Anna Duberg se realizó durante tres años con 112 niñas de entre 13 y 18 años. Las jóvenes, matriculadas en una escuela en Suecia a petición de la terapeuta, sufrían trastornos psicosomáticos como dolores de cabeza, espalda, estomacales, o una sensación de fatiga, ansiedad o depresión. El propósito del estudio era evaluar si el baile influía de manera positiva y favorecía la diminución de los síntomas.
Las clases incluían jazz contemporáneo, africano y moderno y se llevaron a cabo dos veces por semana durante ocho meses. Las jóvenes empezaban con 15 minutos de calentamiento, 40 minutos de baile para terminar con estiramientos, masajes, relajación. En cada sesión se permitía unos minutos de danza libre, en la que los adolescentes podían imaginar coreografías. «El objetivo era dar una oportunidad a las jóvenes que experimentan sus cuerpos de una manera positiva», dijo Anna Duberg.

A los ocho meses de empezar a bailar, el 63% de la jóvenes afirmó «sentirse bien». A los 12 meses, la tasa subía al 83% y los dolores psicosomáticos y la ansiedad habían desaparecido.
El análisis publicado en la revista Archives Of Pediatrics Adolescent Medicine concluye que «la danza ayuda a las niñas a superar la melancolía, el estrés, la fatiga y los dolores de cabeza, además de mejorar la salud mental y autoestima» en una época crucial como es la adolescencia.